viernes, 24 de mayo de 2013

Bizcocho de amapola



Ya sabéis que en mi país la amapola es un ingrediente muy común y también uno de mis favoritos. Normalmente la utilizamos como un relleno para las pasteles pero en esta ocasión está incorporada en la masa.


                                     

El relleno es esta vez mermelada de frambuesa que tiene un punto de acidez que armoniza perfectamente con el dulzor del bizcocho.
Sencillo, rápido, rico y un nuevo sabor por descubrir.

 ¡ Importante - para medir utilizamos la misma taza !


Ingredientes:
1 taza de azúcar blanco
1 taza amapola molido (puede hacer con un molino para café)
1 taza harina
1 taza leche
100g mantequilla
2 huevos
¼ cuchara de canela molida
1 cuchara grande levadura en polvo
pizca sal


Pre calentamos el horno a 180ºC. En un bol grande batimos la mantequilla con el azúcar. Añadimos los 2 huevos y poco a poco incorporamos la leche, la amapola molida y la harina (echando 1/3 parte en cada ingrediente). Al final añadimos la canela, sal y levadura. Mezclamos bien.
Vertemos la masa en un molde redondo de 20cm ø. Horneamos durante 40 min. o hasta que quede hecho (prueba de palillo). Dejamos enfriar cortamos por la mitad y untamos la mermelada sobre una de las mitades y cubrimos con la otra. Espolvoreamos con azúcar glas.



10 comentarios:

Ana Blanca López dijo...

Ha de estar buenísimo. Dices que lleva una taza de amapola molida, ¿te refieres a las semillas de amapola?
Buen fin de semana
Blanca de JUEGO DE SABORES

Paula R dijo...

Qué bueno!! Tengo un frasquito de semillas de amapola que no me decido a estrenar... A ver si pruebo un día
Besitos
http://desayunosentiffanys.blogspot.com

Kako dijo...

Me encanta la amapola, crecí comiendo dulces con esta semilla.
Este bizcocho es muy parecido al que hacemos en mi casa, claro que nunca lo he probado con mermelada, es una estupenda idea.
Besos.

Akane dijo...

Me apasiona la amapola en la cocina, cada vez la uso más. Acabo de hornear unas galletas sencillas con semillas de amapola sólo para mí, que me encanta el toque crujiente que le dan. Este bizcocho es fabuloso, es genial el color que tiene, y el toque de la frambuesa fantástico!

Un abrazo

Salomé dijo...

Un bizcocho riquísimo y además precioso! Perdona mi ignorancia pero tengo que preguntarte porque las mueles, yo las uso mucho y me temo que lo estoy haciendo mal porque las hecho tal cual.... Besos.

Yolanda dijo...

Andrea, tú no sabes la cosa que me entra cuando veo las semillas de amapola como ingrediente de una receta. !!!Yo no puedo utilizarla!!! :( Y es que mi marido es alérgico a las amapolas, así que imagínate la que puedo liar.

No hace mucho elaboré unos bagels y un par de ellos los espolvoreé con semillas de amapola expresamente para mi. No podía imaginarme que le diera a las masas un toque tan especial. Y eso me hace sentir aún peor al ver lo que me estoy perdiendo.

Feliz finde!!

Ana dijo...

Llevo tiempo queriendo probar esa mezcla y aun no me he atrevido, a mis hijos que son mis principales comensales, no se si les va a gustar encontrar las motitas negras....seguro que está riquísimo y si lo hago se lo haré probar con los ojos cerrados, jejej

Un saludo!

conchi dijo...

No sé como debe estar, pero si nos fiamos de las fotos, estará riquísimo. Bss.

martaestevezansede dijo...

¡Hola!! ¡Qué bizcocho tan apetecible... y eso que jamás se me habría ocurrido utilizar amapola para hacer un bizcocho... para hacer pan sí pero no bizcochos; me anoto la receta, que soy muy "bizcochera" y me parece una receta diferente... ¡desde luego la pinta es bárbara!! Acabo de descubrir tu blog, sigo echando un vistazo y ya me quedo por "aquí".

Un saludo,
Marta ("Sweet & Home la Vida es Dulce")

Anónimo dijo...

Este bizcocho es divino, lo digo ya que he tenido el placer de probarlo se los recomiendo.

Publicar un comentario